Impuestos de Fondos/ETFs en Alemania I: Descripcion

El post de hoy trata sobre cómo pagan impuestos los fondos de inversión en Alemania, en particular los ETFs.

Ver los dineros irse de la cuenta sin poder justificar la razón es ciertamente inquietante, por lo que me he propuesto salir de dudas. Además, unos amigos (los introductores del zarangollo en Baden-Württemberg) están pasando por las mismas penalidades, así que esto hay que resolverlo.

Ya que tomé unas notas y el trabajo está hecho, pues que quede en el blog para siempre por si le sirve a alguien. Si da la casualidad de que usted es residente en Alemania, ha comprado fondos de inversión, habla español, y lee esto antes de que cambie de nuevo la legislación, entonces este post le será útil.

En mi caso me voy a centrar en ETFs, aunque creo que esto es bastante general y aplicable a todo tipo de fondos de inversión.

La legislación que aquí se describe ha entrando en efecto el 1 de enero de 2018. El objetivo declarado es tratar todos los fondos de inversión y ETFs de la misma manera, y además simplificar la declaración de impuestos (siga leyendo y ya me dirá si esto es simple).

Información Previa

Para saber cuánto tiene que pagar, hacen falta las siguientes informaciones.

  1. El porcentaje a pagar, dependiendo de la región (por el Impuesto de la Solidaridad).
  2. Tipo de interés del activo libre de riesgo. En principio, el bono alemán a 10 años.
  3. Tipo de fondo de inversión (proporción de acciones sobre el total invertido).
  4. Dónde está domiciliado el fondo
  5. La cantidad distribuida en dividendos.
  6. El valor del fondo al comienzo del año.
  7. El valor del fondo al final del año.

Veamos:

1) El porcentaje a pagar
Con la Reunificación Alemana se creó un nuevo impuesto, el impuesto por la solidaridad (Solidaritätszuschlag). Era temporal, para reconstruir Alemania del Este. Los impuestos son en principio iguales en toda Alemania, pero en la antigua parte del oeste se incrementan en un 5.5% con respecto de la parte del este. Este extra es visible en varios impuestos, como la nómina, pero ahora nos interesa cómo afecta al impuesto en dividendos y ganancias de capital. Como el porcentaje general en todo el país es del 25%, al incrementarse en un 5.5% queda en 26.375%. En resumen:

Región Porcentaje de Impuestos
Alemania del Este 25%
Alemania del Oeste 26.375%

2) Tipo de interés del activo libre de riesgo (Basiszins)
El gobierno alemán ha decidido que el activo libre de riesgo es el bono alemán a 10 años (ver enlace del Ministerio de Finanzas, seleccionar el año, y tomar la primera cifra de ese año). Los valores para los últimos años han sido:

Año Tipo de Interés de Base
2016 1.10%
2017 0.59%
2018 0.87%

3) Tipo de fondo de inversión
Más que el tipo, lo que importa es la proporción de acciones respecto del total. Se debe a que la retención aplicada por el estado alemán al fondo (antes de que llegue a manos del inversor particular) depende.

Tipo de fondo Definición Exención
Fondos de acciones >=51% en acciones 30%
Fondos mixtos >=25% en acciones 15%
Otros <25% en acciones 0%

Uno de los cambios de la nueva legislación consiste en que ahora el estado alemán aplica retenciones a la distribución de dividendos de empresas domiciliadas en Alemania. Esto “simplifica” porque lo iguala con las empresas que están domiciliadas fuera de Alemania, porque en general todos los países aplican una retención del 15%. Esta retención se le cobra al gestor del fondo antes de que llegue a manos del inversor particular. Es una retención interna dentro del fondo de inversión. Por eso, cuando el inversor particular recibe finalmente los dividendos, y el estado alemán vuelve a aplicar otra retención, el estado tiene en cuenta lo que ya ha retenido. Esto es, en total va a pagar el 26.375% de los dividendos, pero una parte la paga silenciosamente el gestor del fondo, y la otra parte el inversor final.

Esta actitud da lugar a confusión, porque el inversor final podría alegrarse al ver que el estado alemán le cobra menos del 26.375%. Pero no, eso es lo que se paga, es que hay un pago oculto. Como la Seguridad Social o los impuestos al salario bruto; son impuestos ocultos.

4) Dónde está domiciliado el fondo
Siguiendo lo comentado en el punto (3), la legislación alemana solo se aplica a los fondos de inversión domiciliados en Alemania. Por eso:
ble>

Tipo de Fondo/ETF Descripción
De acumulación (Thesaurierung), ya sea alemán o extranjero, físico o sintético 26.375% de retención.

Aplicado al 70% de las cantidades recibidas (Nota de WF: Será para fondos de >=51% de acciones)

Aplicado por el custodio (Depotbank) (Nota de WF: ¿El banco custodio del fondo de inversión, o el broker (Depot)?)

Si el precio a final de año es igual o menor del de comienzo de año, no se aplica retención.

Se puede solicitar una exención (Nota de WF: ¿La de los primeros 801 euros por persona?).

La deducción de la retención para el inversor no se aplica (Quellensteuer auf ausländische Dividenden können Anleger nicht mehr auf die Abgeltungssteuer anrechnen). Nota de WF: ¿No se pueden recuperar las retenciones (15%) de países extranjeros?

Resumen de WF: El gestor ya le ha pagado al estado alemán una parte de los dividendos proporcionados por las empresas. Por eso, cuando los dividendos llegan finalmente a manos del inversor final, solo paga una fracción de los 26.375%. La suma de lo que paga el fondo y lo que paga el inversor final suma 26.375% de los dividendos

De distribución (Ausschüttung), ya sea alemán o extranjero, físico o sintético 26.375% de retención.

Aplicado al 70% de las cantidades recibidas (Nota de WF: Será para fondos de >=51% de acciones), incluyendo dividendos.

Si el precio a final de año es igual o menor del de comienzo de año, solo se retiene a los dividendos (el 70% del 26.375%).

Se puede solicitar una exención (Nota de WF: ¿La de los primeros 801 euros por persona?).

La deducción de la retención para el inversor no se aplica (nota de WF: ¿no se pueden recuperar las retenciones -15%- de países extranjeros?)

Nota de WF: Nuestros ETFs son de Irlanda y Luxemburgo, y no sufren ninguna retención de esos países, así que en la declaración anual simplemente pagamos el 26.375%.

Los puntos (5), (6) y (7): son auto-explicativos.

Descripción

La siguiente tabla proporciona una descripción general de las retenciones aplicadas por el estado alemán. En cualquier caso, al final siempre se paga el 26.375%, así que si se ha pagado algo hay que descontarlo al hacer la declaración.

diagram_taxes_etfs
Diagrama general del pago de impuestos

En primer lugar, si el fondo de inversión ha perdido dinero este año (si precio a final de año (7) es menor que el precio a principios de año (6)), el estado alemán no retiene nada.

Si el precio ha subido, se compara el rendimiento (capital + dividendos) a final de año, con el rendimiento que habría proporcionado el activo libre de riesgo (punto (5), pero no completamente, un poco menor, solo el 70% del rendimiento del activo libre de riesgo). Si el fondo ha proporcionado más dividendos, no hay retención.

Si el fondo ha proporcionado menos dividendos (o ninguno), entonces el estado alemán sospecha que se están acumulando los dividendos. Como esto está prohibido (todos los fondos y ETFs tienen que pagar por sus dividendos, ya distribuyan o acumulen), entonces el estado estima lo que habría tenido que cobrar y se lo retiene al inversor (si, se paga por unos ingresos que no existen, que son potenciales, que aún no han llegado al bolsillo del inversor). Lo único positivo de esto es que da igual que el fondo sea de distribución o acumulación, ambos pagan exactamente lo mismo.

Después se compara el rendimiento que habría proporcionado el invertir los dividendos (si los hubiera)

Veamos unos ejemplos

En los siguientes ejemplos, comparamos el efecto de estos impuestos en ETFs de distribución de dividendos y de acumulación. Ambos ETFs teniendo los mismos rendimientos.

En estos ejemplos, asumimos un retorno del activo libre de riesgo del 1.1%.

Ignoramos la exención del pago de impuestos de los primeros 801 euros por dividendos o ganancias del capital.

Suponemos un ETF con una exención del 30% (esto es, un fondo con una fracción de acciones >=51%), por ejemplo el MSCI World (ver apartado (3))

Se supone que se paga un 26.375% en impuestos.

Se supone que el fondo está domiciliado en Alemania.

Ejemplo 1.1: ETF de distribución con un pequeño rendimiento positivo

Datos iniciales:

  • Valor del fondo el 01/01/2018: 10000 euros
  • Valor del fondo el 31/12/2018: 9750 euros
  • Dividendos distribuidos: 300 euros

De aquí deducimos que:

  • Variación en el precio: -250 euros
  • Rendimiento total (precio y dividendos): 50 euros
  • Rendimiento mínimo: 10000 euros (valor inicial) x 0.7 x 1.1% (rendimiento del activo de mínimo riesgo) = 77 euros

Como el valor del fondo ha bajado (ha perdido 250 euros), no se retiene nada.

  • Impuestos por dividendos: 300 euros x (100% – 30%) x 26.375% = 55.39 euros
  • Impuestos por ganancia de valor del fondo: 0 euros x (100% – 30%) x 26.375% = 0 euros
  • Impuestos totales (dividendos + ganancias): 55.39 euros + 0 euros = 55.39 euros

Si se vendiera el fondo el 31/12/2018, entonces se podrían compensar las pérdidas con las ganancias anteriores:

  • Impuesto en la venta: [ 9750 euros (valor de venta) – 10000 (valor de compra) ] x (100% – 30%) x 26.375% = -46.16 euros (es negativo, es una devolución a favor)
  • Impuesto total: -49.16 euros + 55.39 euros = 9.23 euros

En resumen (suponiendo venta): en total (cambio de precio + dividendos) el inversor ha ganado 50 euros ese año. De ahí hay que pagar el 26.375%, que son 13.19 euros. Pero como el gestor del fondo ya ha pagado un 30% de esa cantidad (3.96 euros), el inversor final sólo tiene que pagar lo que resta: 9.23 euros).

Ejemplo 1.2: ETF de acumulación con un pequeño rendimiento positivo

Datos iniciales:

  • Valor del fondo el 01/01/2018: 10000 euros
  • Valor del fondo el 31/12/2018: 10050 euros
  • Dividendos distribuidos: 0 euros

De aquí deducimos que:

  • Variación en el precio: 50 euros
  • Rendimiento total (precio y dividendos): 50 euros
  • Rendimiento mínimo: 10000 euros (valor inicial) x 0.7 x 1.1% (rendimiento del activo de mínimo riesgo) = 77 euros

Como el valor del fondo ha subido 50 euros, sin dividendos, y esto es menos que los 77 euros estimados por el estado, habrá una retención basada en los 50 euros.

XXX Rendimiento mínimo del fondo considerado por el estado: 77 euros (mínimo rendimiento) – 300 euros (dividendos) = -233 euros (como es negativo, los dividendos son mayores que el rendimiento mínimo, el estado ya cobra de los dividendos, por lo tanto no cobra nada adicional).

  • Impuestos por dividendos: 0 euros x (100% – 30%) x 26.375% = 0 euros
  • Impuestos por ganancia de valor del fondo: 50 euros x (100% – 30%) x 26.375% = 9.23 euros
  • Impuestos totales (dividendos + ganancias): 0 euros + 9.23 euros = 9.23 euros

Fíjese que el resultado final de este apartado 1.2 es el mismo pago de impuestos que en 1.1, si suponemos que el fondo de 1.1 se ha vendido a final de año. Entonces se paga lo mismo en ambos casos.

Ejemplo 2.1: ETF de distribución con un gran rendimiento positivo

Datos iniciales:

  • Valor del fondo el 01/01/2018: 10000 euros
  • Valor del fondo el 31/12/2018: 10700 euros
  • Dividendos distribuidos: 300 euros

De aquí deducimos que:

  • Variación en el precio: 700 euros
  • Rendimiento total (precio y dividendos): 1000 euros
  • Rendimiento mínimo: 10000 euros (valor inicial) x 0.7 x 1.1% (rendimiento del activo de mínimo riesgo) = 77 euros

Rendimiento mínimo del fondo considerado por el estado: 77 euros (mínimo rendimiento) – 300 euros (dividendos) = -233 euros (como es negativo, los dividendos son mayores que el rendimiento mínimo, el estado ya cobra de los dividendos, por lo tanto no cobra nada adicional).

Como el valor del fondo ha subido (ha ganado 700 euros):

  • Impuestos por dividendos: 300 euros x (100% – 30%) x 26.375% = 55.39 euros
  • Impuestos por ganancia de valor del fondo: 0 euros x (100% – 30%) x 26.375% = 0 euros
  • Impuestos totales (dividendos + ganancias): 55.39 euros + 0 euros = 55.39 euros

Si se vendiera el fondo el 31/12/2018, entonces habría que pagar por las ganancias de capital:

  • Impuesto en la venta: [ 10700 euros (valor de venta) – 10000 (valor de compra)] x (100% – 30%) x 26.375% – 0 euros (retención) = 129.24 euros
  • Impuesto total: 129.24 euros + 55.39 euros = 184.63 euros

Ejemplo 2.2: ETF de acumulación con un gran rendimiento positivo

Datos iniciales:

  • Valor del fondo el 01/01/2018: 10000 euros
  • Valor del fondo el 31/12/2018: 11000 euros
  • Dividendos distribuidos: 0 euros

De aquí deducimos que:

  • Variación en el precio: 1000 euros
  • Rendimiento total (precio y dividendos): 1000 euros
  • Rendimiento mínimo: 10000 euros (valor inicial) x 0.7 x 1.1% (rendimiento del activo de mínimo riesgo) = 77 euros

Rendimiento mínimo del fondo considerado por el estado: 77 euros (mínimo rendimiento) – 0 euros (dividendos) = 77 euros (como no da dividendos el estado no cobraría, pero el estado supone que ha proporcionado 77 euros para poder cobrar algo).

  • Impuestos por dividendos: 0 euros x (100% – 30%) x 26.375% = 0 euros
  • Impuestos por ganancia de valor del fondo: 77 euros x (100% – 30%) x 26.375% = 14.22 euros (el fondo no ha proporcionado dividendos, solo acumula, y aún así hay que pagar esta cantidad)
  • Impuestos totales (dividendos + ganancias): 0 euros + 14.22 euros = 14.22 euros

Si se vendiera el fondo el 31/12/2018, entonces habría que pagar por las ganancias de capital:

  • Impuesto en la venta: [ 11000 euros (valor de venta) – 10000 (valor de compra) ] x (100% – 30%) x 26.375% – 14.22 euros (que ya han sido retenidos) = 170.41 euros
  • Impuesto total: 14.22 euros + 170.41 euros = 184.63 euros

Una vez más, tras vender y hacer el cómputo global de impuestos, se paga lo mismo si el fondo es de acumulación que si es de distribución.

Notas finales

Da igual que el fondo sea de acumulación o distribución, en ambos casos se paga lo mismo.

Aparentemente no hay una diferencia relevante a la hora de pagar impuestos entre ETFs de replicación física y de replicación sintética (esto no era así en el pasado).

Si uno quiere ahorrar en Alemania y luego irse a otro país, este sistema es un quebradero de cabeza. Si tuviera ETFs de acumulación, probablemente tendría que venderlos y comprarlos de nuevo. De lo contrario tendrá que explicarle al funcionario de hacienda del nuevo país que sus ETFs ya han pagado parte de las ganancias de capital.

La complejidad está gestionada por su banco, de forma que ellos ya tomas de la cuenta las cantidades necesarios para contribuir con el fisco.

Parece ser que la simplicidad es lo que guía este cambio legislativo. Tiene gracia, si querían simplicidad podrían haber legislado: “Hay que pagar por dividendos y/o ganancias de capital el 26.375%”. Todo lo que venga después del primer punto, sobra. De cualquier modo, según dice la documentación, el nuevo sistema es una mejora porque antes hacía falta conocer 33 parámetros (!) de cada fondo.

Y lo que es más importante para mi: los ETFs domiciliados en Irlanda y Luxemburgo, comprados en las bolsas de Frankfurt y Amsterdam, no sufren nada de esto. El estado alemán no retiene nada, y al hacer la declaración anual de hacienda pago el 26.375% de los dividendos. Fácil. A ver lo que dura. Nota: la sencillez tiene un precio, en este otro post me di cuenta de un ETF domiciliado en Irlanda es menos rentable que otro igual en Alemania.

Más información

Un simulador (en alemán): ETF Steuerrechner.

Un montón de información (en alemán): So funktioniert die Steuer auf Aktienfonds und ETFs ab 2018

Un hilo de un foro de expatriados (en inglés): Fund taxation in 2018 and “fiktive Veräußerung”

Autor: willyfog

Turista laboral por la Unión Europea. Por favor que dure. Lo que veo, leo o me cuentan no lo suelo encontrar en español, así que me gusta escribirlo por aquí.

5 comentarios en “Impuestos de Fondos/ETFs en Alemania I: Descripcion”

  1. Excelente trabajo de investigación.Como siempre los estados haciendo la vida más difícil a la personas , a la vez que se llevan al bolsillo el fruto del esfuerzo ajeno

    Me gusta

    1. Hola Mariu.

      Imposibilidad real no hay. El problema que veo es el pago de impuestos, porque Indexa Capital no distribuye dividendos. Y el estado alemán quiere cobrar todos los años. Te lo tendría que hacer un asesor, tendrás que preguntar.

      También podrías preguntar a Indexa Capital directamente, seguro que han encontrado este caso antes.

      Quizás lo más sencillo sea implementarlo uno mismo en Alemania con fondos/ETFs UCITS.

      Buena suerte.

      Me gusta

  2. Darte las gracias por este Post, de verdad por el altruismo con el que explicas todo. Estoy ahora empezando a informarme sobre Fondos Indexados y ETFs y resido en Alemania y me veo con mucho acceso a información en espanol sobre las ventajas de los fondos indexados, etc. pero claro aquí no es lo mismo.

    Te agradezco este post infinitamente.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s